Mi casa y yo. Acepta tu hogar actual.

 


Episodio 6. Mi casa y yo. Acepta tu hogar actual.

 

Despertar a la consciencia de Unidad requiere que cuestionemos nuestra identidad separada. Por esa razón vamos introduciendo un nuevo Quien como experimentador. Ese nuevo Quien (que en realidad no es nuevo como Ser, pero si como consciencia de Ser). Ese nuevo Quien, decía, es espacioso, no está limitado por el cuerpo y es mucho más grande de lo que en realidad puedes imaginar ahora mismo. Esa grandeza de tu verdadero Ser, sin embargo, va a ser experimentado como un crecimiento en el espacio de tu discernimiento consciente, por ello, lo primero que hacemos es, para ir mas allá del cuerpo físico, ampliar tu Quien al espacio íntimo que habitas.

Ahora tu casa y tu sois una unidad.

Observamos pues tu espacio íntimo, tu hábitat y miramos que es lo que estamos viendo.

Además de observar el orden y los objetos como ya hicimos en un ejercicio anterior, ahora nos serviremos de la técnica del feng shui conocida como Bagua Occidental para leer desde el inconsciente lo que nuestro hogar nos está diciendo.

Trazamos el Bagua en nuestra vivienda, veamos aquí un ejemplo del plano de un piso irregular (que según el feng shui no es muy adecuado), veamos su interpretación a través de la técnica y lo que nos está indicando aceptar incondicionalmente antes de que podamos seguir adelante con la transformación de nuestro Ser, ahora ya conscientes de que es un Ser espacioso que incluye además del cuerpo físico, nuestra vivienda…

Un plano irregular como el que a continuación vemos, es en sí mismo un potencial de transformación, la técnica nos dice que tiene áreas faltantes importantes como las relaciones o la ayuda del cielo… sin embargo es un potencial de aceptación plena de la ausencia de carencia o Plenitud en ti, aunque la forma aparente lo contrario. Cualquier plano con faltantes o áreas ausentes aparentes en la forma del plano, en realidad es un potencial de transformación.

Nunca las ausencias son reales, puesto que tú eres un ser espacioso Pleno y completo, la vivienda pues te está mostrando lo que necesitas trascender, creencias ocultas de tu inconsciente que crees que tienes. 


El plano, ya por la forma del mismo sin mirar a que áreas se corresponde, según el manual del feng shui básico, nos dirá que tiene forma de pistola y que en sí misma, la vivienda expulsará a quien la habite de su interior, sobre todo si ocupa la estancia de la boca de la pistola, en este caso el dormitorio principal o suite. Si además revisamos las áreas que están en ese dormitorio diremos que impedirá o rechazará todo lo que alimente esas áreas, excepto la carente ya que esa área no existe en esta vivienda. La interpretación pues sería: rechazará el conocimiento o estudio, así como las oportunidades de trabajo o carrera profesional, sin embargo, la parte de las ayudas al estar ausente la vivienda no puede rechazarla, pero la persona puede experimentar una falta de ayuda visible en su vida.

El análisis no termina aquí, ya que también nos falta el área de relaciones, o más conocida como el área de pareja. Entonces mientras se vive en este piso no tendremos una relación de pareja estable. O cualquier relación se vivirá como ausente o distante.

Con semejante panorama vemos que nos dice la técnica para compensar estas afectaciones: curar mediante espejos en las paredes ausentes para compensar la falta de las áreas. Pero para la forma de pistola no hay cura, simplemente cambiar de piso ya que este en sí misma es una vivienda de transición, es decir, es para vivir en ella poco tiempo… para experimentar lo que tengamos que aprender en un tiempo corto antes de que seamos “expulsados” de ella…

Esto no puede cambiarse, este es su análisis, pero puede aceptarse incondicionalmente, entonces, al cumplir su función específica, la transición se produce de forma sanadora. No podemos cambiar lo que hemos elegido vivir a nivel del Ser o alma, pero al aceptarlo incondicionalmente, no tenemos ninguna necesidad de cambiarlo, pues vemos (lo que antes no veíamos antes de aceptarlo) la plenitud y el regalo de la experiencia del tiempo que hemos pasado aquí. Es muy importante comprender que si no lo aceptamos podemos alargar la experiencia contraída o sufriente de los impedimentos descritos ya sea en esta vivienda o en otra donde vayamos a ir. De aquí la importancia de la aceptación de nuestra elección al nivel del Ser o alma, pues solo así podemos recibir el regalo de la experiencia sanadora.

 

Realiza pues este ejercicio de aceptación de tu espacio de hábitat para trascender lo que te estés resistiendo a aceptar en tu vivienda actual.

 

ACEPTAR MI ESPACIO

 

Observa tu hogar, puedes hacer este ejercicio mirando una foto de la fachada de tu casa, una imagen del plano o cerrando los ojos visualizando las estancias de tu vivienda. Recuerda que puedes leer y grabarte estas meditaciones para facilitar el ejercicio.

 

Respiro, descanso en mi silencio interno.

Invoco a mi Ser, mi alma pura e inocente. Mi espacio sintiente.

Estás aquí … te siento en mí.

 

Te escucho, estoy atenta a ti, a tu guía y tus señales.

Sé que el hogar donde ahora mismo estoy, es el lugar que Tú has elegido para mí.

Sé que Tu y yo somos una Unidad experimentando, quiero hacerme consciente de ello.

Estás aquí… te siento en mí.

 

Vamos Juntos a sentir las emociones que me produce este hogar, su historia, lo que aquí he vivido y estoy viviendo…

Las siento, vienen a mí en modo de emociones que siento en mi cuerpo físico, pensamientos de dolor, de temor o de lucha…

Los permito, los siento Contigo en mí, dejo que sean tal y como los estoy sintiendo, los siento Contigo.

Estás aquí… te siento en mí.

 

Acepto todas las experiencias vividas en este espacio.

Acepto todas las emociones que estoy sintiendo ahora en mi experiencia.

Acepto todo el tiempo y las experiencias futuras que has preparado para mí, tanto si son en esta vivienda como si son en cualquier otro espacio con plena confianza en tu amorosa Guía.

Te Acepto plenamente como mi Ser, y me permito recibir el Regalo de tu Visión del Amor.

Estás aquí… te siento en mí.

 

Recibo con Gratitud mi nueva visión sobre mi Espacio de hábitat.

Gracias por este hogar.

Gracias por este discernimiento.

Gracias por mi Nuevo hogar en un espacio sanado.

 

 

 


Comentarios

Entradas populares de este blog

Vivo en el caos

Bienvenidos. Deshacimiento.